Tipos de cambio automático Mercedes

Tipos de cambio automático Mercedes

En 1955 llegó el primer Mercedes con cambio automático de convertidor de par. El primer coche con la estrella en montar un tipo de cambio automático fue un Mercedes-Benz 300 “Adenauer”. El elegante vehículo, hecho inmortal por el presidente alemán que lo utilizaba como coche oficial, inauguró la tradición del cambio sin pedal de embrague en Mercedes-Benz.

Más de medio siglo después, la marca ha seguido, casi obsesionada, trabajando en sus cambios automáticos. Buscar la mayor comodidad y confort para los cambios de marcha ha sido un punto de desarrollo central para sus vehículos.

Hoy en día es posible encontrar en un coche Mercedes-Benz varios tipos de caja de cambios automáticas. Desde las revolucionarias “Touchshift” de convertidor de par de finales de los 90 hasta las 9G-Tronic actuales.

¿Sabes qué caja de cambios automática Mercedes lleva tu coche? Aquí están las cajas comercializadas en los últimos 30 años.

Caja Automática TouchShift Mercedes

En 1998, al igual que en a lo largo de la historia de la marca, una presentación de una nueva generación de Mercedes Clase S presentó al mundo también los nuevos avances tecnológicos de Mercedes-Benz.

El Mercedes Clase S daba la posibilidad de equipar el mecanismo “TouchShift” a sus cajas automáticas de convertidor de par. Consistía en una revolucionaria opción de uso secuencial. Con un toque en la palanca, el cambio automático seleccionaba la marcha superior o inferior casi instantáneamente.

Fue el último modelo de cajas automáticas antes de la aparición de las nuevas 7G tronic en Mercedes-Benz. Las transmisiones que revolucionarían el mercado.

Caja Automática 7G-Tronic Mercedes

Presentada en 2003, la caja automática 7G-Tronic fue una auténtica revolución. La primera en tener 7 velocidades. Un auténtico récord para la época.

El objetivo estaba claro: un mayor número de marchas permitía utilizar el motor en el régimen de revoluciones adecuado para obtener, o bien potencia, o bien menores consumos.

Hasta entonces, las cajas automáticas habían tenido menos o las mismas velocidades que una caja manual (4 o 5 velocidades). El tamaño de los engranajes y de los sistemas de salto de velocidad hacía que pensar en un número mayor de marchas fuera sinónimo de añadir mucho más peso y, por ende, también disparar el consumo.

La caja automática 7G tronic empezó a evolucionar con los años, mejorando también en deportividad, uno de las críticas constantes a este tipo de cambios.

Así, en 2008, los Mercedes SL mostraron otra novedad: el doble embrague y punta-tacón automático en las reducciones. La ganancia en rendimiento y, por qué no decirlo, sonido, fueron espectaculares.

Caja automática Autotronic Mercedes

La caja automática Autotronic es la denominación comercial del cambio por variador continuo de Mercedes Benz.

El cambio de variador continuo o CVT es una transmisión automática que no tiene saltos de marcha. La caja, a través de un sistema de poleas y conos metálicos, selecciona siempre la mejor relación de transmisión para la carga de acelerador y velocidad del vehículo, todo ello sin cambiar de marcha.

Por eso, una caja Autotronic es ideal para una conducción que requeriría, con otra caja, muchos cambios de marcha: la urbana. Es por eso que Mercedes-Benz decidió ofrecerla como opción en su monovolumen compacto Clase A y posteriormente en el Clase B.

Caja automática 7G-DCT de doble embrague Mercedes

Las cajas de doble embrague aparecen en la primera década del siglo XXI. Tener las marchas pares engranadas por un embrague y las impares por otro, permite que los cambios sean prácticamente imperceptibles. El sistema del cambio tiene preparada la relación anterior y siguiente antes de que el conductor pueda necesitarla.

Esta caja de cambios es ideal para un uso deportivo. La centralita del cambio responde al instante a las órdenes que el conductor da a través de las levas del volante. Bajar un par de marchas y acelerar es prácticamente adictivo.

La caja 7G-DCT permite, además, que su última relación (7ª) sea muy larga. Una cualidad que también es perfecta para reducir los consumos a velocidades de crucero.

Caja automática 9G-Tronic Mercedes

Mercedes-Benz ha continuado confiando en el cambio automático de convertidor de par como la caja adecuada para sus berlinas de alta gama.

El desarrollo continuo de la caja 7G-Tronic desembocó en 2013 en la 9G-Tronic: 2 marchas más para cambios imperceptibles y una flexibilidad de utilización prácticamente ilimitada.

Esta caja automática, además, es capaz de aguantar hasta 1000 Nm de par, una cifra estratosférica y aún superior a los 902 Nm que consigue el motor de 612 CV del Mercedes-Benz Clase S 63 AMG.

En Alhambra Servicios somos especialistas en cajas automáticas Mercedes-Benz. Nuestros técnicos están formados tanto en la parte eléctrica como en la mecánica.

Si necesitas mantener o reparar tu caja de cambios automática Mercedes, estaremos encantados de asesorarte.

Cita previa